No se administre durante el embarazo

Estoy seguro de que alguna vez  has leído en las cajas o frascos de los medicamentos la frase: “No se administre durante el embarazo” y si eres mujer realmente espero que le hagas caso a esta indicación, ¿por qué? Bueno eso intentaremos explicar enseguida:

Una vez que se ha llevado la fecundación, el cuerpo de la mujer empieza a sufrir cambios físicos, hormonales, etc. Y después de un tiempo el feto empieza a desarrollarse dentro del útero.

Durante el primer trimestre del embarazo se desarrollan órganos vitales del feto y durante la gestación existe la probabilidad de daños debido a factores que pueden causar anomalías congénitas, esto puede darse por consumo de alcohol, infecciones (como la rubeola) o los medicamentos, si bien algunos fármacos tienen toxicidad baja pueden ser más nocivos al combinarse con otros dentro del organismo o con ciertos alimentos.

Se deben considerar algunos puntos en valoración de la ingesta de un medicamento durante el embarazo:

  1. La mayoría de los fármacos pueden pasar desde la sangre materna a la sangre fetal a través de la placenta. Todas las sustancias que actúan a nivel central y que se suministran a mujeres embarazadas alcanzan el organismo fetal. Esto aplica para: ansiolíticos (que reduce síntomas de la ansiedad), hipnóticos (que ayuda a dormir manteniendo el sueño), antidepresivos (fármacos contra la depresión), y neurolépticos (fármaco que se usa en problemas de psicosis), entre otros.
  2.  La teratogenicidad, es la capacidad de un fármaco para causar daño, y en un sentido más explícito favorece la malformación del feto.

 

Un caso muy famoso en la historia farmacéutica, fue con la compañía Alemana “Grünenthal” con un fármaco llamado TALIDOMIDA, sus investigadores descubrieron que podía disminuir síntomas, como nauseas, en el embarazo, se autorizó en 1958, sin embargo éste fármaco causó la deformidad de aproximadamente 10,000 bebés, en más de 40 naciones.

Si te gustaría conocer más sobre esta historia, dale clic a éste link: http://analesdepediatria.org/es/talidomida-una-historia-inacabada/articulo/S1695403312005383/

Una vez que hayas leído esta información, espero que ahora tengas precaución y vayas al médico en caso de que tengas algún malestar (incluso cuando no estés embarazada), si eres hombre, haz conciencia y cuida a tu pareja, a tu hijo.

Checa la lista de fármacos prohibidos durante el embarazo

http://sapiensmedicus.org/blog/2015/03/23/los-9-farmacos-prohibidos-durante-el-embarazo/

ESPERO SUS COMENTARIOS

Referencias:

Lüllmann, Farmacología, Texto y atlas, Editorial Médica panamericana, 6ª edición, pag 78

Kurkaj, Ecografía en obstetricia y ginecología, Editorial Médica Panamericana, 2ª edición, capítulo 11.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *